La canastilla de mi bebé

Author: 2 comentarios Share:

 Antes de la llegada de nuestro bebé tendremos que tenerlo todo preparado con bastante tiempo de antelación. La canastilla que llevaremos al hospital contendrá todo lo necesario para los cuidados del bebé durante sus primeros días de vida, por lo tanto, hemos de esmerarnos en su preparación.

 

¿Cómo preparar la canastilla del bebé?
¿Cómo preparar la canastilla del bebé?
FOTOGRAFÍA: Milan Jurek

La última etapa del embarazo será el momento adecuado para preparar las cosas necesarias para la llegada del futuro bebé y ultimar todos los detalles para reducir al mínimo el número de posibles imprevistos. Una de las cosas más importantes será la canastilla que llevaremos al hospital. En ella, hemos de incluir todo lo imprescindible para atender las necesidades del bebé, desde ropita hasta complementos o productos de aseo. Importantísimo: tener lista nuestra canastilla de bebé con bastante tiempo de antelación, pues nunca se sabe si el parto podría adelantarse.

Lo básico para la canastilla del recién nacido

Hazte una lista mental de las posibles necesidades que tendrá tu hijo durante sus primeros días de vida y, una vez lo tengas claro, podrás adquirirlo todo en tiendas de bebés o centros comerciales, donde te asesorarán aclarándote cualquier posible duda.

Para facilitarte la tarea, te mostramos una lista de los artículos más importantes que deberás llevar al hospital:

– 4 ó 5 bodies.

– 2 pijamas.

– Mantita o arrullo.

– Toalla.

– Un par de patucos (de hilo, para verano o de lana, para invierno).

– Gorrito (de hilo, algodón o lana, según la época del año).

– Una toquilla o faldón para salir de la clínica u hospital.

– Pañales.

– Baberos.

– Artículos de aseo (cepillo, peine, champú, jabón, colonia, esponja para el baño, toallitas húmedas, tijeras pequeñas para cortar las uñas, gasas).

– Crema protectora para evitar la irritación de la piel del culito.

– Crema hidratante especial para bebés.

– Funda de chupete.

– Funda de biberón.

La cantidad de ropa y artículos a llevar dependerá de la estancia prevista en la clínica u hospital, siendo lo habitual entre uno o dos días en el supuesto de un parto normal y de cuatro o cinco días (aproximadamente) en el caso de las cesáreas.

 

Recomendaciones

Hay que tener en cuenta la época del año para la elección de los distintos tejidos de la ropita del bebé. En cualquier caso, se debe optar por prendas cómodas, ligeras y de tejidos suaves, preferiblemente de algodón, batista, perlé o lana muy suave.

A su vez, se han de evitar los tejidos que puedan irritar la piel del recién nacido (tejidos sintéticos, etc.) y cualquier cosa que pueda ocasionarle daño (lazos, capuchas, cremalleras, botones). Sí se usarán velcros y broches automáticos.

La lana de angora, por ejemplo, ha de eliminarse, puesto que la pelusa que desprende podría ser inhalada por el recién nacido.

Se deberá lavar la ropita del bebé antes de que la estrene, usando jabón neutro y sin suavizante. Si se recortan las etiquetas se evitarán roces en la piel.

 

 

También puede que te interese...

2 comentarios

  1. Tuve un hijo hace un par de años, y creo que señaláis demasiadas cosas para la canastilla del bebé. Al final no usas casi nada de lo que te llevas… jijiji
    Las recomendaciones finales me han parecido muy buenas y, sobre todo, útiles.

    1. Efectivamente, muchas veces pecamos de perfeccionistas e incluimos muchas cosas “por si acaso”. Y esto sucede, sobre todo, con las madres primerizas. Sin embargo, cuando ya se ha tenido una experiencia previa, como en tu caso, se suelen tener las ideas más claras sobre lo que es más necesario o superfluo ¡Una mamá debe tenerlo todo previsto, desde el principio! Un fuerte abrazo, para ti y tu pequeño.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*