Piedras preciosas y semipreciosas: La Amatista

Author: No hay comentarios Share:

La amatista es un mineral de origen magmático. Una variedad macrocristalina del cuarzo en color violeta .

Dependiendo de la cantidad de hierro que contenga en su composición, el color variará en intensidad, pudiendo oscilar desde una suave tonalidad lavanda hasta un intenso morado o púrpura oscuro.
Generalmente, cuanto más viva e intensa es la tonalidad, más valorado y apreciado es este tipo de cuarzo.

Un poco de historia…

La amatista se conoce desde hace miles de años y ha sido muy apreciada por distintas civilizaciones y culturas, que afirmaban que este mineral poseía importantes propiedades mágicas y curativas. Etimológicamente, la palabra “amatista” tiene su origen en el término griego, amethystos y significa literalmente “no borracho; sobrio”, ya que se consideraba que por sus propiedades, este mineral era un potente antídoto contra la embriaguez y los efectos del vino.

En el antiguo Egipto era muy codiciada y utilizada para crear joyas, tallas o para calcografía de gemas grabadas, por ejemplo.
Símbolo de riqueza, poder y sabiduría divina, en la Edad Media cardenales y obispos la llevaban en sus anillos (tradición que aún se conserva en la actualidad). Asimismo, a lo largo del tiempo ha sido ampliamente utilizada por los miembros de la aristocracia y la monarquía, que caían rendidas a los encantos de esta gema por su extraordinaria belleza.

Los distintos tipos y formas de la amatista

Podemos encontrar esta piedra semipreciosa en diferentes formas. Éstas son:

– Geodas: Son bellas cavidades rocosas esféricas o elipsoidales cuya superficie interior está recubierta por cristales, creando la forma de una especie de caverna o cueva.

– Drusas: En este caso, los cristales recubren la superficie de una piedra más o menos plana.

– Filones: La amatista también puede aparecer en forma de filones, acompañada de otros minerales.

– Pulida: De esta manera, se acentúa su brillo y belleza, apareciendo en muy diversas formas.

– Sin pulir: En este caso, carecen de superficie brillante y sus formas resultan bastante irregulares.

Drusa. Amatista

Usos y propiedades de la amatista

Por las características inherentes que posee y sus múltiples propiedades, se confieren a la amatista muy diversos usos:

– Espiritualidad:

La amatista llegó a ser considerada una piedra mágica debido a sus grandes propiedades energéticas. Para empezar, es un canal receptor de cualquier nivel de energía con capacidad de transmutarla, convirtiendo de este modo las energías negativas en positivas. Esta piedra protectora tranquiliza, armoniza, equilibra emocionalmente; ayuda a conectar la mente y el espíritu con lo místico, nuestro “yo” superior y las energías del universo; potencia la memoria y la concentración; activa la intuición y predispone a la meditación. Asimismo, mejora la calidad del sueño, limpia el aura y estimula el chakra Corona (séptimo chakra), por ejemplo.

Por todo esto y mucho más, la amatista es uno de los minerales energéticos más utilizados en el mundo esotérico.

– Técnicas terapéuticas:

Gracias a su elevada vibración energética, hoy en día se cree que la amatista aporta muchos beneficios para la salud (aunque aún no se ha comprobado científicamente), de ahí que se use en diversas técnicas terapéuticas.

Así, además de las anteriormente descritas, destacan las siguientes propiedades: capacidad para desbloquear a nivel energético, aliviar el dolor producido por las tensiones físicas, psicológicas y emocionales; mejora el estado de ánimo general, induce a un sueño reparador y de calidad; ayuda con los dolores de cabeza y migrañas.

– Joyería y elemento decorativo:

Su impecable belleza hace digna a la amatista de ser lucida como adorno corporal o complemento a modo de joya (pendientes, collares, pulseras, anillos, colgantes, etc.), realzando cualquier look y transmitiendo (en contacto directo con la piel) sus múltiples beneficios.

Pulsera de amatista

No podemos olvidar su uso como elemento decorativo, ya sea en su forma original o convenientemente tratada para dotarla de diversas formas (figuras, etc.) y asignarles distintos usos (pisapapeles, sujetalibros, etc.).

Para saber más sobre la amatista, te recomendamos echar un vistazo al siguiente vídeo explicativo publicado en el Canal Punto Crochet Joyería:

También puede que te interese...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*